jueves, 13 de octubre de 2016

Tu empresa necesita un asistente virtual y aún no lo sabes



Cuando en 1968 Stanley Kubrick llevó a la pantalla grande la novela de Arthur C. Clark “2001: Odisea en el Espacio”, uno de los personajes más interesantes es la computadora con inteligencia artificial llamada HAL 9000, una especie de consciencia interactiva que controlaba todo lo que sucedía dentro de la nave en donde viajaban los protagonistas.

Con una voz masculina, acento inglés y algo de misterio, pensar en ese momento que la tecnología pudiese conversar con los seres humanos y ayudarlos a resolver problemas era casi imposible. Pues bien, hoy los Asistentes Virtuales Digitales son toda una realidad, sacados de las más increíbles novelas de ficción.


Un Asistente Virtual es una figura conversacional programado por computadora, capaz de reconocer una o muchas formas de lenguaje natural, puede también simular una conversación y ofrecer servicios como publicidad a través de kioscos interactivos, promociones, brindar asesoría y direcciones, ofrecer mensajes y conectarse con su receptor de forma clara y consistente. ¿Lo mejor de todo? Se ha vuelto asequible a cualquier mercado.

¿Qué características tiene un Asistente Virtual?


1. Oportunidad y factor sorpresa: la forma de mostrar su información a sus clientes y usuarios será de una forma innovadora e interactiva, promocionar y publicitar su mensaje, por medio de kioscos interactivos se hará en el momento y tiempo correcto.

2. Contemos una historia: ofrezca cercanía, mensajes y emociones personalizados que impacten. Su Asistente Virtual no solo ofrece señalización.

3. Acérquese a su audiencia: influya en el cambio de comportamiento, conéctese con sus clientes y usuarios a través de una experiencia más cercana.

4. Coherencia en su mensaje: programe una conversación fluida, dirigida a diferentes sectores y tipos de público.

5. Es interactivo: la capacidad de interactuar con su Asistente Virtual mejorará la experiencia del cliente.

6. Una solución con mucha proyección: un Asistente Virtual siempre será una buena inversión a largo plazo.

¿Con qué beneficios cuenta un Asistente Virtual?

1. Es personalizable: agréguele las características que desee, deje volar su imaginación con gráficos, fondos y efectos especiales que harán de su Asistente Virtual único e irrepetible

2. Es una herramienta interactiva: su pantalla puede ser táctil, usada como HelpDeskVirtual integrada con mensajes para una comunicación informativa a través de un kiosco interactivo.

3. Cuenta con Altavoces de alta fidelidad: ¿Se imagina escuchar una voz amable en la entrada del banco que la ayude con sus diligencias, o que esté en café más cercano recibiendo su pedido? Para esto es el amplificador afinado para el timbre de voz, que mejora la claridad e intensidad del sonido.

4. Cuenta con un sensor de proximidad: un Asistente Virtual puede detectar a tiempo la cercanía y presencia para asegurar que su mensaje es entregado en el momento exacto.

5. Llévelo a donde quiera: con sus ruedas asegurables podrá transportarlo a donde quiera.

Ya no será necesario verlos en su película de ficción favorita, los Asistentes Virtuales son cada vez más comunes. Aumenta sus ingresos con 75% más de publicidad, siempre están disponibles 24/7, con un mínimo espacio en un área de 50cm x 50cm y en cualquier idioma. Es hora de tener un Asistente virtual y en Redsis sabemos cómo. Hazlo posible.